..

ESTE BLOG ADMITE COMENTARIOS ANÓNIMOS.
ESTE BLOG APRUEBA TODAS LAS OPINIONES SIN REVISIÓN Y SIN CENSURA DE LAS MISMAS, EXCEPTO EN AQUELLAS REALIZADAS EN PERÍODOS POSTERIORES A 14 DÍAS DESPUÉS DE LA PUBLICACIÓN DEL HILO ORIGINAL, Y EXCLUSIVAMENTE POR TEMAS DE SPAM.

JAMÁS SE HA BORRADO UN COMENTARIO.
AGRADECERÍA, POR CORTESÍA SIMPLEMENTE, QUÉ SI DEJAS TU OPINIÓN DEJES TAMBIÉN TU NOMBRE, TU NICK, TU AVATAR O LO QUE SEA QUE QUIERAS LLAMARTE.
TENGO UNA AMPLIA COLECCIÓN DE ANÓNIMOS QUE NO SÉ SI VOLVIERON ALGUNA VEZ... Y... ME JODE.
A TI TAMBIÉN TE JODERÍA.
GRACIAS.
Por cierto, todas las imágenes, exceptuando mi careto que es el que mi madre me dio en su día, han sido sustraídas y robadas del mundo virtual de modo legal, por lo menos eso es lo que afirmaré delante del juez.
Es broma.
Si alguna de ellas tuviera copy raid y casualmente eres el propietario de tal derecho y de la imagen, por ahí abajo está mi correo, me lo dices, te la devuelvo, y tan amigos.

Por otro lado, todos los textos de este blog son míos, si apareciera la pluma de otro, lo haría con su firma. Siempre.
Si te llevas alguno, cita y enlaza, no me importa que compartas, pero que yo no me entere de que te lo has apropiado.
Internet es un pañuelo.


LIVERTAD. Jamás me obligareis a escribirlo con B

09 junio 2010

Algo falla.

Si mi blog fuera mi diario.

Tengo la sensación de que mi vida es un tren que va demasiado deprisa por unas empinadas montañas, que ahora suben y ahora bajan, pero que en realidad no conducen a ninguna parte.
Siento al mirar por la ventanilla que las imágenes pasan demasiado aprisa, difusas, indefinidas, y que para cuando quiero definirlas mentalmente, ya no son, ya han quedado atrás, y las nuevas, las presentes, son otras, tan borrosas como las anteriores, tanto como las que vendrán inmediatamente después.
Yo quisiera en ese tren ser alguien más que mira por la ventanilla, y, frenarlo, reducir su velocidad, no sé, poder hacer algo.
Pero soy un pasajero más, y voy a ninguna parte.
Nos detuvimos en aquella estación, y mi padre bajó en ella.

No puedo escribir desde entonces.

La vida me viene grande.
Lo siento, pero así es. Siento que me sobra todo, es como vivir la vida de otra persona. Mis decisiones pasadas, ahora son como imposiciones que me obligan.
Y quisiera poder explicarlo, pero no puedo, me siento como un perro pequeñito en un rincón, asustado, indefenso.

Todo me viene grande, la casa, los niños. Todo.

Y recuerdo aquella canción ¿dónde estabas entonces cuando tanto te necesité? Y no identifico el rostro que debería estar ahí. No existe.

Está lloviendo, vuelve a llover. Quiero que deje de llover.

Todo lo hago mal o de manera insuficiente, creo que ese es el problema base, que no hago nada bien.
Y lo intento, de verdad, intento hacer las cosas bien o por lo menos lo mejor posible, pero nunca es suficiente, siempre están equivocadas, siempre están mal.

Y aquí estoy, frente a una puta hoja en blanco, explicándole a ella que el tren no se detiene, y llorándole a una máquina que ni me contesta ni me abraza, recordando que tengo mil cosas que hacer y que no tengo ganas de hacer ninguna. Tirando más mierda en mi tejado porque en el fondo ya me da lo mismo, y, porque supongo que es lo que me merezco.

Nunca he sido una niña pija a la que se lo han dado todo hecho, ni si quiera me lo han puesto fácil en esta puta vida, me he levantado todas las veces que me he caído, incluso alguna más; pero ahora es distinto, ahora es como si siempre, todo, hubiera estado mal, como si todas las decisiones que he tomado hubiesen sido erróneas.
Y no puedo con ello.
Estoy como perdida en mi misma, como si ningún concepto fuera acertado, como si estuviera en otro planeta, con normas distintas, con leyes diferentes.

Algo falla, y soy yo. Que estoy completamente desubicada, que no sé quien soy, ni a donde voy, ni que es lo que quiero, ni que he de hacer.
Y no voy a levantarme, porque no me he caído. Es sólo que no me encuentro.

11 comentarios:

Antonio del Camino dijo...

De tarde en tarde, por una causa u otra, a veces algo falla. No está mal saber que ocurre para poderlo poner remedio. Dialogar con la página en blanco, ya es un paso. Desde aquí, todo mi ánimo. Un abrazo.

. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .bastet dijo...

gracias Antonio, malos tiempos estos que corren.

Incierto dijo...

Mmm... Hay tentaciones absolutamente inapropiadas.

Por ejemplo, se podría contar la historia de alguien que perdió a sus madre de niña en un accidente de coche, a su padre (que murió de pura pena) un año después, a su hermano hace un año de un derrame cerebral ... y su novio de hace relativamente poco, se acaba de descubrir que tiene cáncer.

Pero este drama, aunque cierto, nos es tan lejano a quienes no lo sufrimos como la perenne pobreza y el hambre de Africa. Somos así de dados a la ego-supervivencia, supongo.

Luego, le tienta a uno escribir para insistir en recordarte que todo va en rachas. Y es asi, siempre,... pero es cosa que no nos sirve de nada en las zozobras cotidianas del ya-mismo. ¿Verdad?

Entonces... ¿qué deberíamos decir los poco dados a los bálsamos sociales?

Pues sólo que no olvides que eres tu misma, liVertaria. La que escribía antes en otros sitios y la que escribe aquí ahora. Y los que te vemos a través de tus palabras (abrazotes a traición momentáneos aparte) debemos mantenernos firmes: Lo de ahora pasará, porque siempre va a haber un final tras cada principio ... y tienes probado que te sobran luces para ser consciente tal realidad.

Pero mejor que recuerdes vigilar tu respiración. Estilo BeneGesserit, a poder ser. ;)

Accesoriamente y sin que sea algo 100% coherente... El Tren. Ya hacía mucho que no plantaba un enlace musical y no se puede consentir tamaña relajación de las buenas costumbres.

Salutaçaos.

. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .bastet dijo...

porque siempre va a haber un final tras cada principio

y un principio tras un final.
lo sé.
gracias.



El tren
sube a mi tren azul
su dulce chimenea te puede dar
algo que hace tiempo buscas tú
si controlas tu viaje serás feliz.
El tren
un día yo quise viajar en él
subí despacio y me acomodé
vi rostros deshechos de satisfacción
si controlas tu viaje serás feliz.

El tren
después de latir a velocidad
ya va lento a su final
casi tú sabes cuando va a parar
si controlas tu viaje serás feliz.


sólo me iba a faltar ya eso, ponerme a nifar nieve...

Incierto dijo...

Como ya he dicho: "Sin ser algo 100% coherente".

Pero es que me has puesto a huevo la banda sonora con la temática de tu post. ¿Que no?.

SalutationX. :)

Yandros dijo...

Compañera, no soy quien para darte consejos. Quizás sólo pueda darte mi opinión. Y mi opinión es que en ocasiones parece que todo nos sale torcido. Entonces me apetece salir fuera de mi cuerpo, observar todo desde otra dimensión, desde todos los ángulos, en conjunto, desde el pasado y hasta el futuro. Me consuela pensar que si pudiésemos observar todo desde esta perspectiva veríamos que no todo lo hacemos mal, y que de las que hacemos mal, gran parte no es culpa nuestra.
Pero en realidad te planteas todo esto porque eres rebelde y quieres luchar. Lo harás, y seguirás ganando batallas.
No sabes quien éres. Yo te lo diré
Eres una buena persona
Es un buen arma ésa para seguir luchando

Abrazos mil

Anónimo dijo...

Hola mi aspidina. Tiempo que no pasaba por aquí. Tiempo en la que mi vida ha pasado por subidas y bajadas, creo que por la mayor subida y la mayor bajada de los últimos años. En parte por ser más consciente de las mismas... antes sólo las reconocía cuando habían pasado... ahora mientras las vivo. Siempre has sido una luchadora y una luchadora no se caracteriza por ganar o perder. Se define porque lucha, gane o pierda. No dejes de luchar, no te rindas, las decisiones nunca son erróneas, sólo poco adecuadas al momento como mucho. No te busques porque no te vas a encontrar, tú no estás sólo en lo que piensas, ni en lo que haces, ni en lo que no haces, ni... Eres todo eso a la ves, lo bueno, lo malo, el despiste, el acierto, el amor, el odio... y todo forma parte de tí y debes aceptarlo como único y maravilloso porque esa eres tú.

En fin... también la desesperanza es parte de tí así que es algo que debes sentir de vez en cuando... pero siempre sale también la luchadora. Diría que es más parte de tí que cualquiera. Contigo uno se puede apuntar a un bombardeo sin tener que vigilar la espalda.

Besos,

Curro

Zorro de Segovia dijo...

una pena más, un día menos de vida, ¿vale la pena?

. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .bastet dijo...

perdonad la demora.

yandros, curro y zorro
pienso en verde y me quedo con esto:

Eres una buena persona.

Contigo uno se puede apuntar a un bombardeo sin tener que vigilar la espalda.

una pena más, un día menos de vida, ¿vale la pena?


estoy en una fase extraña, sé que recuperaré el equilibrio aunque este, no sea igual al equilibrio anterior, a ese que conozco.
pero siempre todo se equilibra, tarde o temprano.

estoy en ello.

creo.
besos y gracias.
siempre.

Anónimo dijo...

Hola.

Hace un tiempo pasé por aquí y algo debió llamarme la atención, por eso pulsé para colocar este blog en ''favoritos''. Hoy he mirado que tenía por ahí y lo encontré de nuevo.... le leído (no todo) pero lo haré. Y hay muchas cosas que me asombran.

llevo dos noches soñando con trenes, y estoy perdida... Me paso la noche en trenes que no conozco, con gente que no conozco, en trayectos que no conozco. Cuando el sueño acaba o me despierto, no siempre coincide una cosa con la otra. Me queda esa sensacíon de ''rareza'' y ...

Pues no sé.

Como dato insginificante pero curiosillo te diré que también soy Jabalí y escorpio.

Un saludo y no sé porqué... siento lo de Angel.

Zorro de Segovia dijo...

Espero que estés algo mejor. Dale caña a la vida, nena!


Esto no tiene título es simplemente lo que hay. Estoy remontando el vuelo y existen días mejores y otros más hijos de puta, pero no me he rendido y no voy a hacerlo tampoco, principalmente por que no me da la gana y por que aún me queda sangre.
A partir de aquí y por este motivo se puede leer cualquier cosa, algo que también me la suda bastante, es mi blog y es el espejo, es tan simple como reflejarse o no, si te quedas o te vas no es culpa mía, ni tuya, quizá nos parezcamos más de culo que de frente, en todo caso la puerta no tiene llave, no cierres al entrar y no des un portazo al marcharte.

licencia

Todo lo que hay en mi casa es propiedad mía, los textos sin firmar son de mi puño y letra, las obras firmadas pertenecen a sus autores y así constará en todo caso, todas las poesías de “el silencio del espejo” me pertenecen a mí.
Recuerdalo.
Un abrazo y muchas gracias por tu visita.
ah! la licencia real, anda por ahí abajo, es que la informática y yo no nos ponemos de acuerdo prácticamente en nada y esta vez, se ha empecinado en no querer subirme la imagen hasta aqui.
Ella misma, no pienso olvidarme de esto...
En fin...
Chat gratis