..

ESTE BLOG ADMITE COMENTARIOS ANÓNIMOS.
ESTE BLOG APRUEBA TODAS LAS OPINIONES SIN REVISIÓN Y SIN CENSURA DE LAS MISMAS, EXCEPTO EN AQUELLAS REALIZADAS EN PERÍODOS POSTERIORES A 14 DÍAS DESPUÉS DE LA PUBLICACIÓN DEL HILO ORIGINAL, Y EXCLUSIVAMENTE POR TEMAS DE SPAM.

JAMÁS SE HA BORRADO UN COMENTARIO.
AGRADECERÍA, POR CORTESÍA SIMPLEMENTE, QUÉ SI DEJAS TU OPINIÓN DEJES TAMBIÉN TU NOMBRE, TU NICK, TU AVATAR O LO QUE SEA QUE QUIERAS LLAMARTE.
TENGO UNA AMPLIA COLECCIÓN DE ANÓNIMOS QUE NO SÉ SI VOLVIERON ALGUNA VEZ... Y... ME JODE.
A TI TAMBIÉN TE JODERÍA.
GRACIAS.
Por cierto, todas las imágenes, exceptuando mi careto que es el que mi madre me dio en su día, han sido sustraídas y robadas del mundo virtual de modo legal, por lo menos eso es lo que afirmaré delante del juez.
Es broma.
Si alguna de ellas tuviera copy raid y casualmente eres el propietario de tal derecho y de la imagen, por ahí abajo está mi correo, me lo dices, te la devuelvo, y tan amigos.

Por otro lado, todos los textos de este blog son míos, si apareciera la pluma de otro, lo haría con su firma. Siempre.
Si te llevas alguno, cita y enlaza, no me importa que compartas, pero que yo no me entere de que te lo has apropiado.
Internet es un pañuelo.


LIVERTAD. Jamás me obligareis a escribirlo con B

25 agosto 2009

toque de queda


Querido Gobierno Central, estimada Sanidad Pública, ministros, ministrillos y demás soplagaitas que mindanguean por estos lares.

Véome yo preocupada por la falta de información o mejor aún, por la información incorrecta, desviada, inconcreta, incoherente e irreal que se nos está proporcionando a través de los medios televisivos, en todas las cadenas y a todas horas, de los parcheos de la noticia, -con detalles que no vienen al caso- y de que se mueran los extranjeros porque no conocíamos su expediente sanitario, las personas obesas por estar gordas y las embarazadas por haber elegido un mal momento para fecundar.

Tenemos dieciséis muertos en España contagiados por el virus N1H1, que se han muerto, al parecer, de un ataque de risa.

Y la risa tonta es lo que me ha dado a mí, cuando en mi servicio local de pediatría, me comunican que ni saben cuando van a vacunar a los niños, ni a cuantos niños, ni como, ni donde. Creo yo, que incluso, ignoran el porqué.

Permítanme, pero con todos mis respetos, por supuesto, que me cague en la santa madre que los parió.

Tampoco sabemos cuando tiene comienzo el curso escolar, aunque ya nos han comunicado el endurecimiento de la ley del tabaco, la captura de no sé cuantos zulos de ETA en el país vecino, la subida o bajada, -ahora mismo no recuerdo- del IPC, y, así de refilón, que la lista de parados sube que sube como la espuma de una cerveza con culo de mal asiento.

Me parecen muy interesantes los apuntes de que damos parón al terrorismo, con la ayuda de quien no quiere mierda ajena en su casa –bien por los gabachos, un punto para ellos- y me parece igual de interesante saber que seguimos con la perra de que no podemos contaminar al vecino con nuestros malos humos a nivel particular, pero a nivel empresarial, tenemos tiempo para dejar o de seguir jodiendo el planeta, también me alucina, -y que conste que yo soy una Elena Salgado titulada- que el IPC ese, vaya y venga y que por el canino se entretenga, o el cuento de la lechera que es lo mismo; evidentemente, sigo engrosando las listas del INEM, INAEM o SOC, dependiendo de en que comunidad autónoma me halle, y lo voy a seguir haciendo mientras me llamen de la oficina, con ofertas de trabajo a las que no puedo acceder, bien porque me instan a trabajar de interna –los niños he pensado en comérmelos- o a doscientos kilómetros de mi casa.

Pero a mí, lo que realmente me preocupa –histérica y menstrual que estoy- es si el virus N1H1, también conocido como gripe A, gripe porcina -y las malas lenguas aseguran la misma cepa de la gripe del 18- nos va a matar a todos, a la mitad, a un tanto por ciento irrisorio, o simplemente a los gordos, a los extranjeros, y, a las –en mala hora- preñadas.

Si las vacunas esas que vemos producir a destajo por la tele en laboratorios, pero parecer ser, nadie ha visto en realidad, estarán preparadas, serán efectivas, cuantas habrá y, si tendrán efectos secundarios, en todo caso, cuales y de qué índole.

Queridísimo Gobierno Central, sabemos por adelantado que los hospitales y servicios de emergencias se van a colapsar, ya bien decía Rosendo, cantautor y melenudo, que otros por menos han muerto, y que sólo son maneras de vivir, así que dado el caso y llegado el momento, la pregunta es cómo debemos aparcar las camillas en los pasillos para no molestar demasiado al personal, mocoso, parásito y engripado, que nos atenderá en los centros sanitarios.

A mí las gripes que se contagian en verano, perdónenme la osadía fruto de mi incultura científica, no me merecen ninguna confianza, es más, hasta creo que me suben la tensión arterial, un pequeño efecto secundario de cumplir años y ver evolucionar el mundo.

Cómo tampoco le tengo ni mucha confianza, ni mucha estima al sistema –mierda asceta que soy- y a la vista de los últimos caos producidos por los alrededores, creo qué, para cuando el H1N1, diga aquí estoy yo porque he venido, nos vamos a cagar todos las patas abajo.

Corríjanme si me equivoco, qué no estaría de más que dijeran algo al respecto.

Algo fiable.

No beses, no des la mano, dí hola.

¿Están ustedes gilipollas?

O peor aún: nosotros somos tratados como si lo fuéramos.

Como a estas alturas ya me importan dos mierdas como quieran dirigir ustedes el cotarro, quien va a cortar el bacalao y, como se van a organizar en sus Bunkers para que el virus se les quede a la puerta, yo, por mi parte y por lo mismo, ya he decidido como voy a organizar lo mío, que es, encerrándome en casa, con los niños y con comida y agua para seis meses, papel higiénico, aspirinas variadas y pilas por si se va la luz.

Porque tal y como pinta el panorama, y como hasta los etarras van a pillar el virus, ahí fuera, y llevándole la contraría a Mulder y Scully, no habrá nada por lo que preocuparse.

Vayan poniendo buenas reposiciones en la uno, que el invierno se presenta frío y complicado.

2 comentarios:

Francisco Javier Illán Vivas dijo...

Querida aspid:

Esta gripe es de esas cosas extrañas que sólo afecta al pueblo llano, a los curritos, a aquellos que tú citas, y seguro, lo estoy, que eso de que padecían patologías de base. Me río de la base, y de las patologías. Eso es como decirnos: "tú tranquilo, que no tienes nada y nada te va a pasar". Si luego ces infectado, te sacan que tenías no sé qué patología de base, inventada, para cubrir el expediente.
Creo que con esto no debe llamarse a la alarma general, pero, ¡qué coño!, se nos van a despellejar las manos de tanto lavarlas y nos vamos a volver ensimismados de no dar besos ni carantoñas.
¿No las damos por que somos nosotros los infectados o porque pensamos que el otro/a lo está?
Y mientras tanto, el ñoño del Zapatero, su gobierno, el gobierno autonómico, el gobierno municipal, el diputacional, viviendo del cuento que nos cuentan...

Muy oportuna tu reflexión.

. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .bastet dijo...

son unos mierdas, pero Amén de todo lo demás, lo de la gripe, será lo que diox quiera, que diría mi abuela.

lo que sí digo, y muy en serio además, estoy rellenando la despensa de productos con larga vida: conservas, legumbres en bote, pan en tostadas, leche condensada o leche en polvo. los congeladores, con carne, verdura y pescado. la alacena con patatas, cebollas y esas cosas. el botiquín con anti térmicos, sueros gastrointestinales... hasta zotal, que nunca está demás.
papel higiénico, pienso para los perros...

si tengo que aislarme unos meses, o, medio país está de baja y los supers vacíos, a mí, no me van a joder.

la puta gasofa, que no tengo ande meterla.

besos y a cuidarse de la gripe.


Esto no tiene título es simplemente lo que hay. Estoy remontando el vuelo y existen días mejores y otros más hijos de puta, pero no me he rendido y no voy a hacerlo tampoco, principalmente por que no me da la gana y por que aún me queda sangre.
A partir de aquí y por este motivo se puede leer cualquier cosa, algo que también me la suda bastante, es mi blog y es el espejo, es tan simple como reflejarse o no, si te quedas o te vas no es culpa mía, ni tuya, quizá nos parezcamos más de culo que de frente, en todo caso la puerta no tiene llave, no cierres al entrar y no des un portazo al marcharte.

licencia

Todo lo que hay en mi casa es propiedad mía, los textos sin firmar son de mi puño y letra, las obras firmadas pertenecen a sus autores y así constará en todo caso, todas las poesías de “el silencio del espejo” me pertenecen a mí.
Recuerdalo.
Un abrazo y muchas gracias por tu visita.
ah! la licencia real, anda por ahí abajo, es que la informática y yo no nos ponemos de acuerdo prácticamente en nada y esta vez, se ha empecinado en no querer subirme la imagen hasta aqui.
Ella misma, no pienso olvidarme de esto...
En fin...
Chat gratis