..

ESTE BLOG ADMITE COMENTARIOS ANÓNIMOS.
ESTE BLOG APRUEBA TODAS LAS OPINIONES SIN REVISIÓN Y SIN CENSURA DE LAS MISMAS, EXCEPTO EN AQUELLAS REALIZADAS EN PERÍODOS POSTERIORES A 14 DÍAS DESPUÉS DE LA PUBLICACIÓN DEL HILO ORIGINAL, Y EXCLUSIVAMENTE POR TEMAS DE SPAM.

JAMÁS SE HA BORRADO UN COMENTARIO.
AGRADECERÍA, POR CORTESÍA SIMPLEMENTE, QUÉ SI DEJAS TU OPINIÓN DEJES TAMBIÉN TU NOMBRE, TU NICK, TU AVATAR O LO QUE SEA QUE QUIERAS LLAMARTE.
TENGO UNA AMPLIA COLECCIÓN DE ANÓNIMOS QUE NO SÉ SI VOLVIERON ALGUNA VEZ... Y... ME JODE.
A TI TAMBIÉN TE JODERÍA.
GRACIAS.
Por cierto, todas las imágenes, exceptuando mi careto que es el que mi madre me dio en su día, han sido sustraídas y robadas del mundo virtual de modo legal, por lo menos eso es lo que afirmaré delante del juez.
Es broma.
Si alguna de ellas tuviera copy raid y casualmente eres el propietario de tal derecho y de la imagen, por ahí abajo está mi correo, me lo dices, te la devuelvo, y tan amigos.

Por otro lado, todos los textos de este blog son míos, si apareciera la pluma de otro, lo haría con su firma. Siempre.
Si te llevas alguno, cita y enlaza, no me importa que compartas, pero que yo no me entere de que te lo has apropiado.
Internet es un pañuelo.


LIVERTAD. Jamás me obligareis a escribirlo con B

05 mayo 2009

me he despistao


Suele sucederme a menudo cuando me distraigo, lo que ocurre es que no me doy cuenta hasta que la perplejidad me supera.

Que suele ser a menudo.

Un ejemplo básico, como todos ellos fortuito y, evidentemente, casual, es algo que me aconteció días atrás. Debo aclarar que  no es oro todo lo que reluce ni caca todo lo que huele, y que lo que pueda parecer simplemente torpeza por mi parte, es pura y dura, llanamente, despiste. Si tenemos en cuenta que en el ejemplo va a aparecer un teléfono, cacharros malditos donde los haya, y mi relación de amor/odio contra estos objetos [detalle del cual os considero a todos conocedores] queda subsanada la falta de reflejos mentales, y pasa a ser, como comentaba anteriormente un mero hecho accidental que no debería tener repercusión sobre mis capacidades.

Creo.

 

En un momento dado de esta, mi existencia, tuve la necesidad de hablar con alguien por un tema que no viene al caso. Por causas ajenas a mi voluntad, yo vivo aquí, y ella, allí, en la quinta puñeta de las capitales [por mucho que la hayan pintado en el centro de la península, a los que vivimos cerca de la costa, sea cual sea el mar que la bañe, estamos en la quinta puñeta de la allí, capital] cómo me urgía la charla y no podía esperar hasta el verano si nos vemos, o las navidades si competen, o cualquier puente acueducto que se cruce entre una cosa u otra, decidí llamarla por teléfono.

 

Ya se comenzó a complicar la cosa cuando el inalámbrico no apareció sobre el soporte en el cual debería haber estado reposando, pero yo, que ya me conozco estas situaciones bochornosas, deduje que estaría tirado sobre la mesa del comedor, sobre una silla del mismo, o debajo de algo.

Cómo suele ser típico y normal en esta, mi casa.

Allí que fui, al comedor, y allí que vi el aparato, lleno de números, negro y alargado.

Y no allí mismo, sino en plan aristocrático paseándome por el pasillo, marqué de memoria el número de la persona a la cual debía preguntarle cómo le había ido el día y que qué había hecho para comer, mientras yo le explicaba que me había teñido el pelo y me había comprado bragas nuevas.

Cómo he comentado antes, algo que no podía esperar.

 

Al término de la operación marcación de dígitos para comunicarte por vía inalámbrica con el usuario al que compete el número marcado, me dispongo a apretar la tecla verde.

¿y que pasa si digo que no tenía tecla verde?

En su lugar aparecía una roja. En concreto la tecla roja era la única que tenía de colores, encima de ella se podía leer power y se encontraba justo a la izquierda de otra que decía TV.

 

Coño ¿estoy marcando con el mando de la tele?

 

Tras encontrar el jodido teléfono, le comento a la colega lo sucedido.

Para qué más. Casi se ahoga.

 

Me he despistado. ¿Tu no te despistas nunca?

 

No me contestó, no podía,  pero parece ser que esto de los despistes es una cosa bastante habitual entre los individuos de nuestra especie.

Veamos si no el siguiente patrón que al parecer indica un claro modelo de confusión, contagiosa o no, entre sujetos similares o de las mismas características.

 

Mi madre mismo sirve de ejemplo [no, no es hereditario, es simplemente casualidad que sea mi madre] días atrás la acompaño al supermercado, hacemos una de esas compras grandes en las cuales llenas treinta y tres bolsas, por tanto, no llevas efectivo y te ves en la obligación de pagar con la tarjeta de crédito.

La señora, mi madre, que abre su monedero, que saca su tarjeta, que se la da a la cajera, la cajera que la agarra, que la pasa, la tarjeta que le pita, que la pasa otra vez, que le pita nuevamente y que al final le dice a grito pelado:

Señora no tienes dinero.

 

Amen de que la cajera sea mas fina que el pellejo de una mierda, más discreta que el copón, y más fea que la madre que la parió, además de todo eso y como decía, también era idiota.

 

La expresión en el rostro de mi madre, la señora, indescriptible, un medio así alucinando y otro medio asao, incrédula.

La una que sí, y la otra que no, y se iban pasando la tarjeta como si la pobre fuera el detonante de la gripe A; y yo que le veía algo raro a aquella VISA y que no sabía que era con tanto paseo que le estaban dando.

 

Me dejáis un momento la tarjeta. Por favor.

 

Mientras la cajera y mi madre seguían discutiendo sobre la solvencia de la tarjeta y tras un cuidadoso estudio realizado por mi parte a la sobada y maltraída tarjetilla, apresuro a decir ante una cola de rebotados y estupefactos clientes del Mercadona:

 

Con esto no vas a pagar, eh, mama.

No iba a pitar el chisme ese, hay que joderse: Esto es la tarjeta sanitaria.

 

Y es que el despiste es un mal común por lo que puedo apreciar a mi alrededor [cuando no me distraigo claro]

Sin ir más lejos hoy he tenido noticias de que un colega intentó sacar dinero del cajero automático con el bono bus.

 

Sin comentarios.

 

Pero juro que estoy por coger el mando de la tele y llamarlo para preguntarle si funciona, porque como funcione, patentamos lo del mando, lo financiamos con el bono bus, ponemos a mi madre de publicista, a la cajera de imagen en el anuncio y nos hacemos todos de oro.

 

Hay que joderse.

 

 

 

 

 

 

9 comentarios:

Antonio Rentero dijo...

Lo peor es que me lo imagino y me lo creo...

Antológico lo del supermercado... todo ello, me refiero.

Besicos.

Anónimo dijo...

Bueno. Todo depende de qué es lo que lo distraiga a un@.

En mi caso, el más reciente elemento distractorio ha sido esta pasada.

Entonces, será que las cosas se deben perdonar según sus causas. ¿O no?.

Deseos de salud.

Zorro de Segovia dijo...

tú preséntame a alguien, que quedarás mal seguro. Si me lo encuentro mañana no le reconozco. Fijo. Soy malo de narices para recordar caras y encima me da vergüenza reconocerlo, de modo que son frecuentes los diálogos de besugos con gente que dice que me conoce ... y yo ni idea, claro.

Oscuro dijo...

Hay algo de lo que comentas que me resulta terriblemente familiar, jejejeje. Es que despistes los tenemos todos, vas pensando en otra cosa y te acaban sucediendo las cosas más disparatadas.

Un besito

Lore dijo...

Hola a todos. Me presento:

Soy la jefa de comunicaciones del gabinete de la Sra Aspid-Bastet (¿Aquí puedo llamarte Anamari, tía? ... Bueno, da lo mismo) y también el objeto de la llamada con mando a distancia (es decir, a la que llamó, aunque aún no consigo entender cómo después de todo pudo comunicarse conmigo).
El caso es que vengo a dejar un mensaje de parte de la susodicha (y he de comentaros que no ha sido coser y cantar, ya que la deducción que la ha llevado a recordar que hoy no me encontraba en mi casa, sino en la de mi madre, ha sido complicada, y mucho más difícil que recordara ese número después de un tiempo sin marcarlo)...

(A lo que iba, el mensaje:)


Por la presente os comunico:

- Que la Sra Aspid afirma contundemente sentir mucho amor hacia vuestras personas (aunque sabréis que en el fondo opina que somos todos unos cabrones, aunque le endulcemos la vida de vez en cuando).

- Que se encuentra imposibilitada de aparecer por esta, su segunda casa, aunque tenga sentimientos de añoranza por vuestras personas ( PPpffffjjajajajajajajajaj ..... ejemm...)

- Que cree justo y conveniente informaros de que el motivo de su ausencia es bien sencillo: Su Ordenador ha decidido pedir hora con el médico por sentir malestares internos de naturaleza que nosotros los humanos no podemos entender, aunque quizá Aspid os pueda explicar más adelante, ya que ella está convencida de que el diagnóstico es "GRIPE A" o "GRIPE NUEVA".

- Que probablemente a mediados de la semana que viene el buen cacharro se encuentre recuperado del todo (aunque yo lo dudo, porque pa mi que no le ha puesto mascarilla, ni antivirales...¿Los costea la SS.SS.?.).

Y un último punto que me he tomado la libertad de añadir, y que estoy segura de que será suscrito también por ella punto por punto:

- Que Lore es la mejor y más estupenda de las personas, con inteligencia superior a la media, agradables maneras, educación sin límites y mucha mucha clase, lo cual queda ampliamente manifestado en la traslación fidedigna que ha dado de las palabras oidas vía telefónica de su amiga Aspid, y que jamás podrán ser reprochadas por la misma.



Sin más, os desea un buen día, y os saluda atentamente

Lore

toñi dijo...

So sabes como me he visto reflejada en este relato pues yo soy muy muy despistada y también quise pagar una vez en una tienda con la tarjeta del carrefourr.

Un beso

. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .bastet dijo...

antonio, suerte tenemos que nos reflejamos y nos reconocemos en este tipo de cosas ;-)

anónimo, todo lo que distrae, distrae, y nos lleva a maltraer :-P

zorro, si yo tu me presentas a alguien a mi, quedaremos igual de mal :-D

oscuro, sin comentarios jijijij

lore, gracias por el comunicado, y por ser la mejor y más estupenda de las personas, por tener una inteligencia superior a la media, por tus agradables maneras, tu educación sin límites y tu mucha mucha clase.
fidedigno y sin interferencias.
0_0

toñi, lo de las tarjetas es digno de estudio ;-)


besos a todos todas.

Lore dijo...

Rancia...

. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .bastet dijo...

borde...


Esto no tiene título es simplemente lo que hay. Estoy remontando el vuelo y existen días mejores y otros más hijos de puta, pero no me he rendido y no voy a hacerlo tampoco, principalmente por que no me da la gana y por que aún me queda sangre.
A partir de aquí y por este motivo se puede leer cualquier cosa, algo que también me la suda bastante, es mi blog y es el espejo, es tan simple como reflejarse o no, si te quedas o te vas no es culpa mía, ni tuya, quizá nos parezcamos más de culo que de frente, en todo caso la puerta no tiene llave, no cierres al entrar y no des un portazo al marcharte.

licencia

Todo lo que hay en mi casa es propiedad mía, los textos sin firmar son de mi puño y letra, las obras firmadas pertenecen a sus autores y así constará en todo caso, todas las poesías de “el silencio del espejo” me pertenecen a mí.
Recuerdalo.
Un abrazo y muchas gracias por tu visita.
ah! la licencia real, anda por ahí abajo, es que la informática y yo no nos ponemos de acuerdo prácticamente en nada y esta vez, se ha empecinado en no querer subirme la imagen hasta aqui.
Ella misma, no pienso olvidarme de esto...
En fin...
Chat gratis