..

ESTE BLOG ADMITE COMENTARIOS ANÓNIMOS.
ESTE BLOG APRUEBA TODAS LAS OPINIONES SIN REVISIÓN Y SIN CENSURA DE LAS MISMAS, EXCEPTO EN AQUELLAS REALIZADAS EN PERÍODOS POSTERIORES A 14 DÍAS DESPUÉS DE LA PUBLICACIÓN DEL HILO ORIGINAL, Y EXCLUSIVAMENTE POR TEMAS DE SPAM.

JAMÁS SE HA BORRADO UN COMENTARIO.
AGRADECERÍA, POR CORTESÍA SIMPLEMENTE, QUÉ SI DEJAS TU OPINIÓN DEJES TAMBIÉN TU NOMBRE, TU NICK, TU AVATAR O LO QUE SEA QUE QUIERAS LLAMARTE.
TENGO UNA AMPLIA COLECCIÓN DE ANÓNIMOS QUE NO SÉ SI VOLVIERON ALGUNA VEZ... Y... ME JODE.
A TI TAMBIÉN TE JODERÍA.
GRACIAS.
Por cierto, todas las imágenes, exceptuando mi careto que es el que mi madre me dio en su día, han sido sustraídas y robadas del mundo virtual de modo legal, por lo menos eso es lo que afirmaré delante del juez.
Es broma.
Si alguna de ellas tuviera copy raid y casualmente eres el propietario de tal derecho y de la imagen, por ahí abajo está mi correo, me lo dices, te la devuelvo, y tan amigos.

Por otro lado, todos los textos de este blog son míos, si apareciera la pluma de otro, lo haría con su firma. Siempre.
Si te llevas alguno, cita y enlaza, no me importa que compartas, pero que yo no me entere de que te lo has apropiado.
Internet es un pañuelo.


LIVERTAD. Jamás me obligareis a escribirlo con B

01 abril 2009

la tía tonta y el perro feo

Me gustan los perros, todo aquel que me conoce lo sabe.

Los perros también son conocedores de mi preferencia canina sobre la raza homo-homo-sapiens, y, suelen acercase presurosos para que los rasque entre las orejas.

No suelo ser demasiado exigente con los perros y, la gran mayoría de las veces tampoco con los de mi raza, incluidos los que presumen de ser los amos de los primeros.

Los amos de los perros se parecen a sus perros. Eso es cierto.

¿Puedo describiros a los míos? Son dos perros bastardos de raza indefinida, un cruce de pastor alemán y san bernardo. Dos bichos desgarbados y grandotes, brutos y nobles, de mirada profunda, desordenados y rompe cosas, dos genuinos perros de no sé sabe muy bien qué manera llegaron al mundo, mas bien de casualidad, pero que ahí están, siempre dispuestos a darte un lametón antes que un mordisco, porque saben que si te muerden con esa genética que llevan, boca de pastor y mandíbula de san bernardo, te arrancan el brazo.

Esos son mis perros.

 

Hoy he visto un perro que no me ha gustado.

Por asimétrico y amorfo.

 

Coño que perro más feo.

Uno de esos perros de raza que no tienen nariz y la cara llena de pliegues de piel cayéndole sobre los ojos y los morros. De pelo corto, con los ojos redondos como platos, no, como canicas. Palmo y medio de perro de largo, por dos palmos de ancho a ocho dedos del suelo. Con el  rabo girado en dirección columna, pero a modo de rosquilla Hommer Simpson. Una especie de tonel con pedigrí, pero con patas.

Si diox existe ¿En que carajo estaba pensando?

Hay cosas que no tienen explicación por muy omnipotentes y omnipresentes que sean, a mi que no me jodan, ese día, diox no estaba en todas partes.

 

Como tampoco estuvo el día que le pusieron el cerebro a la dueña, -diox, deja de hacer campana y de mirar para otro lado- rubia, como el chucho, fea, como el can, y gilipollas como la madre que la parió.

 

Se me acerca el perro, vete a saber porque demonios, por que mi primera idea ha sido darle una patada a ver si rebotaba, que tenía pinta de poder hacer eso y más, con sólo la intención, pues nada, se me acerca el perro y me rodea, al pobre chucho, que no tenía bastante con ser amorfo y gordo le han puesto una de esas correas con arnés, y una cuerdecita de aquellas que se estiran, para que aún quedara más ridículo en conjunto.

Coño con el sentido de la estética de la dueña.

Decía que el jodío perro, había decidido rodearme a la vez que la señora, corta de luces y de entendederas, decide al unísono con el bicho, soltarle cuerda y darle tiro para que campe a su libre albedrío.

 

Y que bonita es la vida cuando el libre albedrío del perro es dar vueltas alrededor de Ana atado de una cuerda. Pero hasta aquí, tira que te va, que el perro es un perro y donde no hay mata no hay patata, lo más simpático de la señora, es que ha ido ir a recoger al perro alrededor mío.

El perro daba vueltas a un palmo de mí, la cuerda, la señora detrás del perro, agachadita para estar a su altura, que parecía que estábamos jugando al corro de la patata, pero sin comer ni ensalada, ni naranjitas ni limones.

Que yo no sé lo que comen los señores, pero esta cena borrajas, fijo.

 

Y heme yo allí, con la mochila de mi hija en una mano, el coche rojo del niño en la otra, en la puerta de mi casa, mirando de soslayo al puto perro feo y a la idiota de la rubia, mientras imaginaba la conversación de esa noche en su casa durante la cena de hierbas y sin proteínas ni azúcares, contando la descerebrada, que el perro había hecho amistad esa tarde en el paseo…

 

Debo deducir que el perro no tiene la culpa de haber caído en casa pobre de ideas, que eso debe ser el castigo por ser tan antiestético y que el pobre animal cumple condena por ello, y, que como venganza ha decidido ir dejando a la rubia como lo que es, una idiota consumada. Pero yo no puedo dejar de preguntarme porque el jodío perro me eligió a mí para que el círculo de lo ridículo estuviera a mi alrededor, con una cuerda y una tía dando vueltas, con su nariz a la altura de mi culo.

Aún debo dar gracias de que el perro no fuera perro, sino perra, si no, aún se organiza para levantar la pata y marcarme como territorio comanche.

 

 

 

 

6 comentarios:

Antonio Rentero dijo...

La descripción de tus perros me recuerda a mas de uno que yo conozco.. al final va a ser cierto que algunos tíos son (¿somos?) un poco perros.

Lo de el pseudoperro rodeándote y la dueña detrás es una mezcla entre Almodovar y Mr. Bean.

Francisco Javier Illán Vivas dijo...

Como pones en la etiqueta, es "como la vida misma".

. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .bastet dijo...

antonio, mis perros es que son mu normalitos :D
y si, coincido contigo, roza el más absurdo de los ridículos. jijiji.

a que si paco, lo que no me pase a mi...

perra suerte :D:D:D:D:D

lobo dijo...

Bah, perros...
besos de LOBO

Mary Lovecraft dijo...

por lo que describes creo que era un Carlino...uuumMmmmh a mí me parecen adorables a pesar de ser feíllos (feos de cojones, vamos) y eso que soy gatuna pero ya se sabe para gustos colores.

lo que ya no tiene remedio es la tontuna de la tía que digo que desenganchando a la perra hubiera sido mejor para todos, ¿no??

un beso guapa

. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .bastet dijo...

no lobo, los perros son guapos...
ah, no, coño que lo tuyo es un juego de palabras :P

la mujer mary, era una tia tonta y el perro un feo de cojones.

en fin...

besos.


Esto no tiene título es simplemente lo que hay. Estoy remontando el vuelo y existen días mejores y otros más hijos de puta, pero no me he rendido y no voy a hacerlo tampoco, principalmente por que no me da la gana y por que aún me queda sangre.
A partir de aquí y por este motivo se puede leer cualquier cosa, algo que también me la suda bastante, es mi blog y es el espejo, es tan simple como reflejarse o no, si te quedas o te vas no es culpa mía, ni tuya, quizá nos parezcamos más de culo que de frente, en todo caso la puerta no tiene llave, no cierres al entrar y no des un portazo al marcharte.

licencia

Todo lo que hay en mi casa es propiedad mía, los textos sin firmar son de mi puño y letra, las obras firmadas pertenecen a sus autores y así constará en todo caso, todas las poesías de “el silencio del espejo” me pertenecen a mí.
Recuerdalo.
Un abrazo y muchas gracias por tu visita.
ah! la licencia real, anda por ahí abajo, es que la informática y yo no nos ponemos de acuerdo prácticamente en nada y esta vez, se ha empecinado en no querer subirme la imagen hasta aqui.
Ella misma, no pienso olvidarme de esto...
En fin...
Chat gratis